Traducción automática para empresas: ¿Un acierto o un fracaso?

machine translation

¿Quién no la conoce? Google Translate, Skype Translator, Microsofts Bing Translator y últimamente también DeepL, la máquina de traducción neuronal que actualmente está en boca de todos en el mundo de la traducción. Un par de clics y en pocos segundos tiene lista su traducción online.

Para el uso privado es sin duda muy útil, pero ¿merece la pena la traducción automática para las empresas? Descúbralo.

 

Ventajas de la traducción automática

Los servicios de traducción automática son una buena ayuda para el ámbito privado. Contribuyen a entender un idioma extranjero o ayudan a comunicarse de forma activa en dicho idioma.

Las ventajas son evidentes: siempre que haya acceso a Internet se puede acceder a traducciones en todos los idiomas imaginables en cuestión de segundos, y además gratis. Precisamente en la traducción de grandes cantidades de datos, el tiempo y los costes son factores importantes.

 

Límites de las herramientas de traducción automática

Ahora viene la mayor pega: según el texto de origen que se desee traducir, la calidad puede variar considerablemente. Según con qué herramienta de traducción automática trabaje, se pueden traducir sin problemas palabras sueltas así como frases sencillas y cortas o bien la herramienta puede trabajar especialmente bien con frases largas y párrafos completos. Sin embargo, en una buena traducción cada frase es importante.

El idioma de origen y el idioma de destino deseado juegan asimismo un papel importante. La traducción de un idioma a otro idioma con el que esté emparentado funciona con más fluidez que a un idioma que tenga un contexto sintáctico diferente. Una traducción del español al italiano funciona mejor que una traducción del chino al italiano. Algunas herramientas, como por ejemplo DeepL, funcionan bien para idiomas europeos, pero no se ofrecen (por ahora) para otros idiomas.

Otros dos aspectos a tener en cuenta: el volumen gratuito de las herramientas de traducción automática es limitado y los sistemas de TA son habitualmente sistemas en nube, los documentos y datos se almacenan en el proveedor de servicios. El servicio de traducción automática aprende con ello de los textos de su empresa y los reutiliza. Por lo tanto, en el caso de datos sensibles para los que se desee una seguridad, las herramientas gratuitas están absolutamente contraindicadas.

Los servicios de traducción automática son sin embargo una buena ayuda en muchos casos si lo que se necesita es una traducción únicamente con fines internos para comprender aproximadamente el contenido de un texto en idioma extranjero.

Si por el contrario desea traducir la comunicación exterior de su empresa a un idioma extranjero, debería conocer los límites de las herramientas de traducción automática. Usted se dirá que un editor humano puede corregirlo todo a continuación. Un proceso semejante no cuenta con una buena relación costo-beneficio actualmente. En el ámbito profesional es mejor que acuda directamente a un profesional de la traducción humano. ¿Por qué?

 

Comunicación corporativa como tarjeta de presentación

Es muy fácil: todo lo que usted comunica al exterior como empresa influye en su imagen corporativa. Si sus textos son defectuosos, esto tiene una influencia negativa en la percepción exterior y disminuye el grado de seriedad y competencia de su empresa percibido por el cliente. Por lo tanto, para la internacionalización de su empresa y de su oferta, un traductor automático no es la mejor elección.

Además, independientemente de lo bueno que pueda ser un servicio de traducción automática, un traductor humano es mejor en determinados aspectos.

 

¿En qué es mejor un traductor humano que una máquina?

Al contrario que un traductor automático, que únicamente puede traducir lo que está explícitamente escrito en el texto de origen, un traductor humano tiene muchas más capacidades:

Un traductor humano...

... no escoge siempre la primera palabra adecuada, sino que se decide por la que mejor se adapte al contexto.
... traduce textos lingüísticamente correctos, independientemente de la complejidad de las construcciones del texto de origen.
… redacta textos que no solo son lingüísticamente correctos, sino que se dirigen de forma idónea al público objetivo y que adoptan el tono del texto de origen. Pues los traductores humanos conocen la importancia de estos aspectos. Sinceramente: ¿cómo puede saber una máquina la mejor manera de dirigirse a su interlocutor en una situación determinada?
... tiene en cuenta el contexto cultural de su público objetivo.
... entiende contextos y alusiones, puede leer entre líneas.
... reconoce juegos de palabras y los reproduce en su idioma, quizás no con las mismas palabras pero con un significado similar.
... transmite el efecto de un texto al idioma extranjero.

 

El valor de un traductor humano: la mejor solución está en el término medio

Para contar con todas estas capacidades, un traductor humano ha completado una sólida formación. Por lo tanto, su trabajo no puede ser gratuito y tampoco se realiza en cuestión de segundos. Por consiguiente, planifique tiempo suficiente para la internacionalización de su empresa y no escatime donde no es aconsejable.

La mejor solución está a menudo en el punto medio: una conexión entre humano y máquina. Las traductoras y traductores, que trabajan en la agencia de traducción intercontact, utilizan herramientas de traducción asistidas por ordenador. Traducen por sí mismos, pero gracias a las herramientas CAT tienen la posibilidad de crear memorias de traducción específicas del cliente y bases terminológicas especializadas y de utilizarlas en la traducción.

Las traducciones de intercontact están hechas por personas para personas sin dejar por ello de lado las tecnologías más modernas. Pues: la traducción automática es un instrumento de ayuda y no una alternativa a traducciones humanas profesionales.